Buscar este blog

Cargando...

viernes, 21 de noviembre de 2008

DON JAIME DE ZUDAÑEZ Y SUS OBRAS

Por: Sergio Villa Urioste (17-XI-2008)

Don Jaime de Zudáñez ¡gracias a Dios que sobrevivió a la revolución charqueña! Hizo una labor gigante el 25 de Mayo de 1809, y luego hizo otros trabajos esplendorosos en Santiago, Buenos Aires y, en Montevideo. Vivirá para siempre en los corazones de cuatro naciones.

En el Boletín de la Sociedad Geográfica Sucre, N°s. 310 y 311, de Agosto de 1931, publicaron un bosquejo escrito por el Dr. Ángel Sandoval, cruceño (una Provincia de ese Departamento lleva su nombre). El bosquejo lleva el título: “Don Jayme Zudáñez”, relación que terminó de escribir el 24 de Mayo del mismo año de su publicación. Fue leído por el autor al día siguiente en un acto conmemorativo a la fecha magna.

A continuación copio algunos pasajes relativos a los trabajos que hizo este gran hombre, don Jaime de Zudáñez:

Página 134: “En 1919, don Felipe Ferreiro, Miembro del Archivo y Museo Histórico Nacional de Montevideo, se dirigió a nuestro Ministro Diplomático en Buenos Aires, doctor Ricardo Mujía, pidiéndole datos sobre el origen y antecedentes de don Jayme de Zudáñez, anteriores al año 1810, agregando que de la estadía de Zudáñez en Chile de 1811 a 1814, la tenía bien documentada, que además conocía su gestión como Juez del Tribunal Supremo de Justicia, como coautor de la constitución del año 12, como Ministro de Relaciones Exteriores y asesor de O’Higgins y Mackenna al firmarse el tratado de Lircay. La estadía en la Argentina del mismo personaje, de 1814 a 1820, que le era totalmente conocida tanto como la de su destacada actuación en el Uruguay de 1820 a 1832.”

Página 135: “Que respecto a los grados Universitarios de don Jayme, por documentos auténticos que consultó el doctor Alvarado, resulta que se graduó de Bachiller en Cánones, el 25 de Mayo de 1789, de doctor en Sagrada Teología el 21 de noviembre de 1791, de que tomó posesión al año siguiente y sus licencias generales el 8 de Mayo de 1798.”

Más adelante: “… habiendo llegado el Mariscal Nieto en diciembre de 1809 (a La Plata, hoy Sucre)………… redujo a prisión en febrero de 1810, á varios Oidores, Cabildantes y a los principales corifeos entre los que se encontraban Jayme y Manuel Zudáñez, condenado el primero al presidio de Casas Matas y fallecido el segundo en las cárceles de Chuquisaca.”

Página 136: Don Jaime de Zudáñez relata sobre su prisión: “… seis años consecutivos de padecimientos desde el 25 de Mayo de 1809 en que fui preso la primera ocasión por el Presidente de Charcas, Pizarro; seis meses de calabozo que me hizo sufrir su sucesor don Vicente Nieto, mi conducción en partida de registro hasta Lima a las órdenes del sanguinario don Agustín Huissi, principiando a convalecer de un tabardillo (sic); tres meses en el Castillo del Callao;………… mi emigración precipitada al reino de Chile…”

“… en los presidios del Perú, de donde éste no volvió más a su patria, yéndose a Chile, en cuyo reino colonial, según los mencionados escritores (Felipe) Ferreiro y (Vicente T.) Caputi, fue objeto de altas distinciones por el gobierno revolucionario de aquel reino, habiéndosele confiado interinamente la Secretaría de Relaciones Exteriores, la del Miembro del Tribunal de Justicia y de Diputado de la Asamblea Constituyente, interviniendo además como asesor de los generales Mackenna y O’Higgins, en las negociaciones con el general español Gainza.”

“Desde Chile (continua el señor Caputi), el doctor Zudáñez se trasladó a Buenos Aires, después del desastre de Rancagua, donde quedó vencida la revolución chilena. En su nueva residencia actuó como asesor del Cabildo y en mayo de 1815, fue designado para integrar la comisión civil instalada a raíz de un conflicto interno, para juzgar a los encausados, no militares, por “delitos contra la patria y la seguridad.”

El doctor Zudáñez se excusó de ese cometido, él siempre fue defensor de pobres y en La Plata nunca fue juez.

Página 137 del mismo Boletín: “En los años 1817 a 1819, representando a Charcas, figuró el doctor Zudáñez en el Congreso G. Constituyente que había iniciado sus funciones en Tucumán. Intervino con acierto en la discusión de numerosos asuntos. Colaboró en la Constitución de las Provincias Unidas, firmada en Buenos Aires el 22 de Abril de 1819.”

Hizo una oposición enérgica contra la formación de una monarquía en las Provincias Unidas. Descontento y molesto por la posibilidad de que se implante ese sistema, se fue al Uruguay.

Página 138: Se estima que llegó al Uruguay muy poco antes de 1824: “En San José el doctor Zudáñez fue designado presidente de la Comisión Legislativa y Constitucional………… recibió el honroso encargo de redactar el proyecto de nuestra Carta Fundamental en la que intervino en forma destacada el personaje que nos ocupamos.”

Página 139: “… los constituyentes con sus respectivas firmas entre las que figura la del doctor Jayme Zudáñez.”

“… fue designado para presidir nuestro Tribunal Superior de Apelaciones…”

Luego del fallecimiento de don Jaime Zudáñez, en el Uruguay:

“… se acordó una pensión vitalicia (a la señora Juana Crespillos, viuda de don Jaime)………… Esa pensión fue patrocinada en el Senado por el doctor don Nicolás de Herrera quien según el acta respectiva, citó algunos de los servicios que había hecho Zudáñez a la causa general de la independencia de América recordando especialmente “que antes de que estallara en el pueblo Argentino el trueno sagrado de los libres, ya el doctor Zudáñez honraba los calabozos de Chayanta y después de Lima con otras víctimas…

Página 140: …del primero y heroico grito de libertad que se dio en Chuquisaca… etc., etc.”

Más adelante: “La misma Constitución Uruguaya, redactada bajo la dirección de Zudáñez, como Presidente de la comisión respectiva, es la prueba más evidente de su talento comprensivo y organizador………… dicha Carta Fundamental, sólo ha sido modificada hace poco, en 1919, habiendo regido cerca de un siglo sin alteración alguna.”

En ese lapso Bolivia reformó 11 constituciones, creo que hacía falta un Zudáñez para que confeccionara la nuestra y no tenga que modificarse con tanta frecuencia.

Si las generaciones que celebramos tan patrióticamente el Centenario de la Revolución inicial del 25 de Mayo de 1809…”


He ahí quien era don Jaime de Zudáñez.
*************************************************************